Posteado por: Tiberio | 14 enero 2007

La bomba que destruyó nuestras esperanzas

Me ha costado dos semanas escribir este artículo. Personalmente, ha sido una sorpresa. Esperaba que ETA pudiera volver en cualquier momento, pero pensaba que primero darían una advertencia. No pensaba que pudieran ser tan imbeciles como han demostrado ser.

La bomba que destruyó el proceso de paz dejó también de manifiesto la increible mediocridad de las distintas fuerzas en lucha. Vivimos en un pais rico, un pais moderno, pero parecería que siguieramos anclado en el sXIX, en aquellas guerras carlistas en las que se sitiaba Bilbao sólo por el día porque por la noche iba uno a dormir a su pueblo.

Un grupo de arribistas, egoistas y ciegos populistas son los que nos gobiernan y a los que les confiamos nuestro destino. La democracia es el sistema político que garantiza que ningún pueblo tendrá un gobierno mejor que el que merece, decía Groucho Marx, pero me cuesta creer que realmente merezcamos esto.

(seguir leyendo en Libertinaje Digital)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: